miércoles, mayo 17

La vida detrás de un Blog

Los hay que viven para postear, hay los que postean para vivir, hay quienes lo hacen por alegría o depresión, algunos para crear un estilo propio y algún día escribir un libro sobre “el amor y otras teorías falsas”, unos solo para matar las múltiples horas libres, y otros escriben solo para presumirle a otras personas lo maravillosamente interesante que es su vida. Bueno, según noticias recientes de la blogósfera hay hasta Tesis de Licenciatura sobre Blogs (dignas de Mención Honorífica), esto solo nos dice una cosa: Los blogs son multifacéticos y se adecuan a las necesidades del cliente-escritor.

Yo comencé mi blog porque tenía mucho que decir, escribir, expresar, sentir y mentar, y muy pocos lectores cautivos en mi lista del msn. No porque no esté llena de amigos, amigos de mis amigos, novias y exnovias de mis hermanos y hasta uno que otro hermano culero que me borró; sino porque hay cosas que no son dignas de un debate de msn.

Yo se que los tengo olvidados, también se que hay personas que hemos entrado últimamente a un estado del que solamente Han Solo ha salido (comentario geek). Pero últimamente la vida de quack ha cambiado.

Por ahí dirían algunas canciones “nada me sale bien”, pero no solamente es eso, he entrado en una etapa laboral/familiar/personal/animal en la que podría comparar a mi vida con la alberca de olas de cualquier parque de diversiones o balneario (y no solamente porque ya la han miado un chingo de niños).

Pero si, el hijo de una amiga me orino esta semana santa mientras le hacía al pequeño principito su castillo; al cual le faltaba su lago alrededor, y que mi muy querido “sobrino” tuvo a bien crear con sus propios medios fisiológicos.

La maquinaria que crea las olas está andando, yo nado, subo, bajo, me hundo, pataleo, doy brazadas, respiro profundamente, y el único lugar con calma esta en el fondo. Y no es que me esté dando por vencido, sino todo lo contrario.

Respiro, me sumerjo hasta el fondo y descanso, pienso la estrategia para sobrevivir las tempestades de la superficie y regreso a la lucha mientras pienso en la calma al final de los 20 minutos de olas.

Se que faltan 3 meses, y se que cualquiera puede aguantar un poco más, pero cuando todo se mueve, nada es cierto y solo tienes olas tratando de cansarte… dormir no es suficiente.

4 Comments:

At 10:32 p. m., Blogger Ana Lucía said...

Ánimo, Quacky!!!

 
At 11:58 a. m., Anonymous Anónimo said...

Venga, venga... todos la hemos pasado mal en algún momento. Pero tu,mas que nadie, demuestras tus ganas por salir adelante.

¡Arriba y adelante! (sin ningún sentido político. Es meramente apoyo moral).

Un abrazo

 
At 12:06 p. m., Blogger Lus said...

Una cada tres horas, las rosadas saben mejor, las azules causan estragos, y en la noche es mejor no tamarlas por que engordan....

 
At 4:35 a. m., Blogger pux lavoix said...

que puta vida no? puterrima vida xq no se puede quedar estática cuando nos ajusta y gusta al 100? vaya ud a saber. Adaptate o muere ; aqui tienes de dos sopas: o t epones a llorar enfrente de ellas...o atacas como guerrero para salir adelante

 

Publicar un comentario

<< Home