martes, noviembre 22

Maldita maldición

Ok, se que tengo varios días sin escribir. La causa, no se si fue mucho trabajo, falta de imaginación para no escribir un post mediocre que no les resulte un poco hilarante, o definitivamente una mezcla de esas dos con un extra gratis de mi psicoanalista.

Resulta que según mi psicoanalista tengo algo llamado comúnmente ADHD (eididi) o Attention Deficit Hyperactivity Disorder. En otras palabras, tengo una patológica carencia de atención a los detalles. Un poco irónico, dado que mi trabajo requiere precisamente eso, supervisar detalles, y realmente mis compañeros y jefe confían en que los datos que doy están bien sustentados y revisados.

Se que fue un diagnostico un poco adelantado y todavía tengo que hacerme los análisis y exámenes pertinentes para estar seguros. Pero después de empaparme un poco con la información obtenida con el Señor Google (un sabio bastante carismático y políglota), el Dr. Jiménez (un estudioso de las artes del ADHD con un grado de Auxiliar Técnico obtenido después de navegar 2 horas por páginas que hablan de ese tema) decidió que existe una alta posibilidad de que este pequeño patito tenga algo de hiperactivo, y despistado.

Haciendo un poco de retórica con ustedes, mis muy estimados lectores, ¿Cuántas veces a la semana olvidan sus llaves del coche y tienen que regresar por ellas a su cuarto? Yo por lo menos una vez al día, hay días en que me regreso 2 ó 3 veces. ¿Cuántas veces abren Word/Excel/Outlook/Keynote y olvidan que es lo que iban a hacer? Yo diario; y así podría darles un sinnúmero de detalles que me hace pensar que realmente tengo lo que mi psicoanalista cree que tengo. Es más, seguramente mi Bola (abuela) les puede asegurar que no soy una persona normalmente hiperactiva o con un grado de despistadez (¿existirá esa palabra?) bastante fuera de lo común.

Hoy es uno de esos días en los que pasan las cosas sin la menor relevancia. Aún cuando ya cumplí con todos mis pendientes, sigo sin lograrme enfocar. Hoy simplemente fui una máquina realizando una lista de actividades, ampliamente estructurada y definida.

Tengo tantas cosas en la cabeza últimamente que no logro enfocarme correctamente. Creo que es hora de regresar al yoga y retomar el uso de una agenda.

5 Comments:

At 5:06 p. m., Anonymous Paoli... said...

Mmmm... la agenda es una buena opcion, pero yo digo que la mejor opcion para calmar tus nervios y hacer que tu vida sea menos estresante es yendote de vacaciones!!!!
Siempre funcionaaaa o que acaso ves que a mi me invade el estres?? no vdd!!!?

 
At 6:04 p. m., Blogger Tonio Corona said...

jaja.. yo por eso no voy a psicoanalista... seguro me van a decir lo mismo... yo tambien soy demasiado despistado... pero en fin... yo sinceramente no creo que hacer yoga te quite lo wey jaja... te cuidas

 
At 10:26 p. m., Blogger Yosola said...

Nahhhhhhhhhhhhhhhhh, todos tenemos lo mismo...la culpa es de la television y los videos que nos enseñaron a no prestarle atencion a nada mas alla de 5 minutos.....eh??

 
At 1:50 p. m., Blogger pux lavoix said...

jajajaa buen post, algo hilarante, me puse a pensar yo mismo qpd, eso sí desde chico me dijeron q tengo esa madre y q soy hiperactivo. En fin que bueno leerte de vuelta quack!

 
At 12:58 p. m., Blogger Lus said...

Como lo dije antes... no exsiste... yo tire mis documentos personales a la basura pensando que era la bolsa de las cosas que iba a guardar y no por eso voy a ir a hacerme estudios

 

Publicar un comentario

<< Home